Una carrera de (buen) fondo

marzo 30, 2011

El ourensano Antonio Madriñán recogerá el 9 de abril junto al también ultrafondista Demetrio Álvarez fondos para la Asociación de Personas con Discapacidad en Red

Antonio Madriñán, a la derecha de la imagen, durante una de las carreras de la temporada en Madrid.

LATRIBUNADECIUDADREAL.NET
RAQUEL SANTAMARTA

Antonio Madriñán está en forma para correr una carrera de fondo que, por supuesto, también lo tiene. El fin de semana del 9 y 10 de abril estará corriendo durante 24 horas a beneficio de ‘Somos’, la asociación nacional con domicilio social en Ciudad Real que ha aprovechado las ventajas de las nuevas tecnologías para tejer una red impulsada por voluntarios, que ya cuenta con 4.000 socios. No tiendas muros, tiende manos es la filosofía de un proyecto (www.personascondiscapacidadenred.net) que en poco tiempo se ha convertido en un referente para este colectivo. Pero, además de orientarle, persigue concienciar al empresariado.
Y en este arduo camino, este ultrafondista orensano, que sabe bien lo que es el esfuerzo y el espíritu de superación, se ha ofrecido a la asociación para recaudar fondos tras conocerla a través de la red social Facebook hace unos meses. Junto al ovetense Demetrio Álvarez, recorrerá varias veces una ruta de tres kilómetros desde las 12.00 del sábado hasta las 12.00 horas del domingo y coincidiendo con la inauguración de la nueva vía verde de Carrión de Calatrava. «Pueden ser cerca de 120 kilómetros», asegura con un marcado acento gallego.
Pero no le asusta. Está más que acostumbrado, pese a llevar en esto sólo dos años y casi de casualidad. Además, es militar de profesión y la disciplina que impone el Ejército se nota. Viene de correr 150 kilómetros sin parar junto a las riberas del río Miño y de la zona termal de Orense, la tierra que le vio nacer hace 28 años, y de la carrera 50/100 km Villa de Madrid. De Ciudad Real se irá a Vilagarcía de Arousa (Pontevedra) para participar en otro reto solidario, esta vez a favor de ‘Por Dereito’, una asociación que lucha por la inclusión de las personas con autismo. Por ellos, estará otras 24 horas en pie en el mes de junio.
Su compromiso nace de una apuesta por la solidaridad y de la necesidad de canalizar su afición, que comparte con su otra pasión: la guitarra (fue miembro del grupo Aktitude). Pero, según explica, ésta le carga de energía y el atletismo se la quita. «Es una forma de liberarme», argumenta. Y es que tras aprender los grandes valores que transmite el juego de equipo (durante 12 años ha formado parte del Gimnástico Cudeiro Hockey Club), ha emprendido una carrera que no quiere parar. Su cuerpo no se lo permite.
de principio a fin. Le entró la fiebre del ironman, la prueba más exigente del triatlón que consta de 3.800 metros de natación, 180 kilómetros de ciclismo y 42,2 de pedestrismo (trote). Preparando el de Barcelona, participó en la primera carrera de fondo en Fresneda (Asturias) y, desde entonces, hasta ahora. Le engancha su dinamismo, la cantidad de gente que puede llegar a involucrar y el hecho de «poder ayudar con cada kilómetro a la gente». «Eso es una motivación muy grande», según confiesa.
Su naturaleza inquieta y extrovertida le llevará después del reto ‘Somos’ a la carrera de los 101 kilómetros de La Legión, que se celebrará en la localidad malagueña de Ronda los días 6, 7 y 8 de mayo. Su distancia equivale a dos maratones y medio, pero no echa para atrás a los cerca de 7.000 deportistas que se dan cita cada año para correr por otra buena causa: la lucha contra el cáncer. Además, después de participar en el Ultra Trail Aneto está hecho. «Son 100 kilómetros por la montaña con 12.000 metros de desnivel y uno se tenía que valer por sí mismo. Llegamos en plan paseo y es una de las carreras más duras de Europa. Es de orientación, sin ruta, y fui de los pocos que conseguí acabar sin perder aunque me quedaba dormido», asegura este ultrafondista integrado en el mejor equipo nacional de esta especialidad.    

You Might Also Like

0 comentarios

Tumblr

Strava

Flickr Images